ESCURSIONES GUIADAS DE BIRDING, GUIDED BIRDING TRIPS

COMUNIDADES MÁS FRECUENTADAS EN NUESTROS VIAJES, USUAL COMMUNITIES OF OUR TOURS:
ASTURIAS
CANTABRIA
ARAGON
CASTILLA-LA MANCHA
CASTILLA Y LEON
EXTREMADURA
MADRID

lunes, 25 de junio de 2012

SPAÑISH EAGLES AND VULTURES CASTILLA Y LEÓN, SPAIN)

Guided birding Spain

Hola de nuevo.

En esta ocasión os voy a mostrar el extraño lugar elegido por una pareja de águilas imperiales ibéricas para reproducirse.

En uno de mis viajes a Castilla y León me pareció ver un nido de estas magníficas aves en una torreta eléctrica muy cerca de una vía pública y, como era ya bastante tarde, pensé que se trataba de una ilusión mía. No obstante, dada mi curiosidad natural, decidí regresar al punto donde había observado tal  acontecimiento para ver si estaba en lo cierto. Mi duda era que había visto un ejemplar de imperial en un poste eléctrico y en el contiguo un nido de grandes dimensiones.

Un día temprano, me decidí y cogí el coche en dirección a Castilla y León desde Madrid.

Ya cruzada la sierra Madrileña, me encontré con que bastantes buitres leonados bajaban en picado y decidí investigar.


A una distancia prudencial, detuve la furgoneta y me encontré con este grupo de buitres leonados y uno negro. Al principio no entendía porque no estaban comiendo una res muerta y que todos miraban en la misma dirección con una cierta expectación.


Al observar con mayor detenimiento, encontré que la res estaba siendo devorada por otro buitre negro al que ninguno de los demás se atrevía a discutirle su hallazgo.


Después de un rato observando, decidí poner rumbo a mi destino inicial y dejarles disfrutar en paz de su festín. También los milanos negros esperaban su turno aunque dudo que el cadáver encontrado diese para todos.

LA FOTO HA SIDO ELIMINADA POR MANDATO DE LA CONSEJERÍA. PERDONAR LAS MOLESTIAS.

Al llegar al sitio recordado me encontré con que mis sospechas estaban fundadas y pude sacar una foto a este ejemplar de águila imperial ibérica en su nido. Con los prismáticos pude observar que por lo menos tenía un pollo.


Antes de abandonar el lugar pude observar a la pareja merodeando por los alrededores.


De regreso a Madrid, me pasó un águila real tan cerca que me parecía imposible la suerte que estaba teniendo en tan poco tiempo y sin previa planificación. Decidí cambiar de planes y aparcar el coche a ver si tenia suerte con la real y la volvía a ver. Pasada una hora oteando el horizonte, mi espera dio su fruto y pude contemplar, a bastante distancia, una pareja de águilas reales.


El otro ejemplar de águila real. Ya que había cambiado de planes y el día estaba nublado, decidí acercarme a la estepa a ver que me encontraba y, si salia el sol, regresar a sacar una foto más al nido de imperiales.


En la estepa me encontré, entre otras aves, a esta cogujada común.


En unas ruinas, este gorrión molinero tenia su nido. Bueno, este y bastantes otros.


Por los alrededores, pude ver algunas parejas de cernícalos primilla. En este caso un macho.


El día iba aclarando y en este montón de estiércol divisé a este milano real. Por las plumas que tiene alrededor deduzco que se estaba comiendo una presa.


Una lavandera boyera macho.


Este triguero había conseguido capturar un suculento gusano para su descendencia.


Al igual que esta cogujada común.


En todo el recorrido pude ver algunas collalbas grises como es el caso de este macho.


Un macho adulto de aguilucho cenizo.


A este aguilucho cenizo lo vi más de cerca pero se negó a darme la cara.


También pude observar bastantes calandrias comunes.


Algunos abejarucos comunes andaban por la zona.


Una hembra de collalba gris.


En un charco, que no una charca, pues su tamaño era muy pequeño me encontré con que dos parejas de cigüeñuelas comunes habían sacado tres pollos cada una.


También pude observar a este chorlitejo chico y me imagino que su pareja no andaría lejos pero preferí no molestar dado el tamaño de la charca y las crías de cigüeñuela.


Una de las hembra con sus retoños.


Después de un baño, dos de los polluelos sintieron frío y a un simple acercamiento a su madre, esta dobló sus patas y se dedicó a darles calor.


LA FOTO HA SIDO ELIMINADA POR MANDATO DE LA CONSEJERÍA. PERDONAR LAS MOLESTIAS.


Ya de regreso, unos de los padres de águila imperial ibérica continuaba casi en idéntica posición que por la mañana y se aprecia la cabeza de un pollo debajo de ella.


LA FOTO HA SIDO ELIMINADA POR MANDATO DE LA CONSEJERÍA. PERDONAR LAS MOLESTIAS.

Un último adiós a tan inesperado hallazgo. Suerte con vuestra crianza este año y los venideros.

Hasta la próxima.

lunes, 18 de junio de 2012

GUIDED BIRDING PARQUE NATURAL HOCES DEL RIO RIAZA, MONTEJO DE LA VEGA, CASTILLA Y LEON


Hola una vez más. 

En esta ocasión os quiero mostrar algunas de las aves que pude observar en una visita al Parque Natural Hoces del Río Riaza. Con una extensión de 6.470 ha, está enclavado al Noreste de la Provinvia de Segovia y linda al Norte con la Provincia de Burgos y al Este con la de Soria.

La visita fue al Refugio de Rapaces de Montejo de la Vega, incluido dentro de este Parque Natural y que esta gestionado por WWF desde su construcción en noviembre de 1974 a propuesta, por entonces de su Vicepresidente, el Doctor Felix Rodriguez de la Fuente.


Desde este humilde blog, quiero hacer un recuerdo a la figura de Felix Rodriguez de la Fuente, que tanto influyo en mi vida como observador de las aves en particular y de la naturaleza en general. También quiero agradecer la extraordinaria labor del Doctor Fidel Jose Fernández y Fernández Arroyo por su labor en la gestión, coordinación, divulgación e investigación del Refugio. Y por último a todas las personas que han participado, participan y participarán en el mantenimiento de este enclave único dentro de la geografía Española.


Un buitre leonado antes de mi llegada a Montejo de la Vega. Es impresionante poder observar la gran cantidad de buitres leonados que alberga este lugar.


En la bajada al pueblo de Montejo de la Vega, me encontré con esta abubilla común que andaba buscando alimento entre los roquedos cercanos a esta localidad.


Ya con el pie en tierra y comenzando la ida al Refugio desde el Centro de Interpretación, me sorprendió este mirlo común que no era nada asustadizo y disfruté a placer de su presencia.


Los verdecillos comunes estaban en pleno apogeo con sus maravillosos trinos.


Los estorninos negros estaban muy atareados llevando comida a sus crías.


Varias collalbas negras se cruzaron en nuestro camino. En este caso se trata de un macho.


También pudimos observar muchos gorriones chillones en los roquedos y acantilados.


Una hembra de colirojo tizón.


Me sorprendió comprobar que algunos jilgueros comunes aun estaban en plena construcción de sus nidos.


Un ejemplar de águila calzada fase clara.


Una bisbita campestre estaba tranquilamente buscando alimento.


Esta cogujada común nos indicaba que estamos en un acotado de caza.


Los trigueros comunes no cesaban de cantar.


Busardo ratonero.


El primer alimoche común que pudimos observar.


Un grupo de buitres leonados nos observaban a nuestro paso desde su atalaya.


Un macho de escribano soteño.


Macho de roquero rojo.


El mismo ejemplar que nos permitió un poco más de acercamiento.


Bastantes alcaudones comunes nos deleitaron con su presencia.


Una oropéndola europea trasladándose de una mancha de chopos a otra.


Collalaba rubia. En este caso se trata de un macho.


Curruca mirlona occidental.


Hembra de collalba rubia en una bonita percha.


Esta cogujada común estaba entre estas bonitas flores y de ahí su inclusión.


Un buitre leonado sobrevolando Peña Portillo.


Este alimoche común también estaba en Peña Portillo y tenia su nido en una oquedad del acantilado.


Un juvenil de alimoche común. La diferencia con los adultos es más que notoria.


Muchos grupos de chovas piquirojass sobrevolaban los cantiles.


Un juvenil de tarabilla común al que continuaban cebándolo sus padres.


El padre del pajarillo anterior.


Una cría de buitre leonado con uno de sus progenitores.


En total veríamos como unos 10 alimoches comunes aunque imposible decir si algunos individuos eran  repetidos o no.


Este buitre se posó cerca de mi y por eso está aquí.


Una pareja de grajillas que también estaban presentes en los acantilados.


Un milano real.


Aunque no es buena la foto, este abejaruco lo capte junto antes de coger su presa.


Algunas parejas de cuervos comunes habitaban en la región.


Aunque vimos pocos, los rabilargos estaban presentes.


Herrerillo común.


Una hembra de pinzón vulgar.


Aunque difíciles de observar con las hojas de los árboles, los agateadores comunes trepaban por los troncos en busca de alimento. Oímos bastantes más de los que vimos.


Papamoscas gris.


Hembra de roquero solitario que salia de dar de comer a su prole de un agujero en el acantilado.


No muy lejos del escondite del roquero solitario, esta chova piquirroja traía alimento a su pareja que también estaba cuidando de sus polluelos.


Otro macho de collalba rubia.


Milano negro oteando en busca de presas.


Macho de roquero solitario a cierta distancia.


Otro alcaudón común.


Macho de colirrojo tizón.


Los jilgueros comunes eran bastante abundantes.


Los pinzones vulgares eran, del grupo de los fringílidos, los más abundantes.


Y para terminar, este carricero común no cesaba de cantar con su característico trino.

En resumen, un día muy interesante tanto por lo que al avistamiento de aves se refiere como a los paisajes disfrutados. Una combinación que hacen de este Parque Natural un lugar altamente recomendable.

Hasta pronto.